viernes, 3 de mayo de 2013

Manny Pacquiao; No oculta su descontento

El filipino Manny Pacquiao, de 34 años, sigue inmerso en plena batalla electoral en Filipinas. Tiene que sonreír y mostrarse amable, aunque en realidad tiene un enfado de proporciones gigantescas. La razón es bastante sencilla; cree que no se ha trabajado bien defendiendo sus intereses.

Manny regresa el 24 de Noviembre en Macao, pero no le gusta absolutamente nada la posibilidad de medirse a Brandon Ríos o Mike Alvarado. Y es lo único que tiene, no hay más opciones. El Pacman anunció que no dejaría el boxeo porque quería vengar sus derrotas ante Márquez y Bradley, sin cerrar la puerta a una megapelea ante Floyd Mayweather, de hecho ya ha hecho público que aceptaría las condiciones que impusiese el propio Floyd. Lo que tiene delante no se parece en nada a lo acordado.

Pacquiao entró en cólera cuando se cerró el Márquez - Bradley. Su advisor, Michael Koncz, le informó que mexicano y estadounidense rechazaron 13 y 6 millones de Dólares respectivamente, explicaciones que por cierto no han convencido en nada a Manny. Está cabreado. El propio Koncz viajará en estos días para estar junto al púgil filipino y limar asperezas aunque, sinceramente, a estas alturas no se descarta absolutamente nada; incluso colgar los guantes dicen los más radicales. Veremos si no es un enfado pasajero.