viernes, 4 de octubre de 2013

Tommy Morrison; No murió de SIDA

El pasado 1 de Septiembre falleció Tommy Morrison, ex-campeón mundial del peso Pesado. Fue un púgil con carisma, dotado de una gran pegada y a su vez rodeado de esa extraña aura de saber que sus combates, ganase o perdiese, sólo podían acabar por KO.

Emparentado con John Wayne, fue co-protagonista de Rocky V, pero el infortunio vino a visitarle cuando le detectaron el VIH días antes de firmar el contrato que le garantizaba medirse a Mike Tyson. Desde ese día Morrison tuvo su particular combate; Demostrar que no era portador del virus del SIDA.

Se retiró, hizo un combate de regreso pero nunca pudo volver a estar en aquellos lugares que merecía. Al morir todos dieron por hecho que fue por el sida, pero los análisis de sangre han demostrado que no era portador del VIH. Ni rastro. No hay relación. Su muerte se debió a una parada cardíaca provocada por una infección sanguínea. Tommy, después de muerto, ganó el combate que inició varios años atrás; demostrar que no era portador del virus del sida.